Inminente Demolición del Hotel Harmon de Foster + Partners


Este hotel boutique, diseñado por la firma Foster + Partners, comenzó su construcción en el año 2006 como parte del complejo CityCenter en Las Vegas, Estados Unidos.

Grandes expectativas habían sobre este hotel que sería la guinda que completaría este conglomerado de edificios, el más grande de iniciativa privada dentro de los Estados Unidos. Sin embargo, a dos años de comenzar con los trabajos, un estudio técnico realizado por la Halcrow Yolles Structure Engineer arrojó alarmantes resultados respecto a su capacidad estructural. Al parecer se habían encontrado serias deficiencias en las enfierraduras de los primeros 15 pisos. Tras este estudio, se optó por reducir en más de 20 pisos la altura del hotel, construyendo 28 plantas de las 49 proyectadas originalmente.

Desde aquel entonces, las polémicas no se han detenido. Hace un mes, un informe realizado por la consultora Weidlinger Associates, afirmó que el edificio no estaría capacitado para soportar el abatimiento de un terremoto, clasificándolo como un edificio inseguro para sus usuarios.

De ésta manera, la reparación y reconstrucción es insostenible, y la demolición definitiva del hotel parece ser la medida más probable. Sería una implosión, método más rápido y seguro, el cuál permitiría en menos de un año tener la zona despejada, según informó ayer BDonline.

En este caso, se trataría exclusivamente de un problema en la construcción del edificio, en el que el diseño realizado por Foster + Partners sería una víctima de la mala ejecución realizada por Perini Building Co., compañía que se encuentra en plena batalla legal con los propietarios del hotel, MGM Resorts International, en la búsqueda de responsables.

No obstante, Perini se defiende acusando que el diseño de Foster representaban una construcción en acero imposible de implementar y que el edificio se encuentra en buenas condiciones. Acota, además, que el Harmon Hotel “vale más muerto” para la MGM Resorts International.

Afortunadamente para Norman Foster y sus asociados, esta polémica de culpabilidades se ha centrado principalmente entre mandante y contratista, desvinculando al diseño y sus creadores de la controversia. Así ésta noticia se aleja de otras que hemos revisado donde el diseño se relaciona directa o indirectamente a fallas técnicas en algunas obras de gran complejidad constructiva, asimismo del debate acerca de las responsabilidades en obra, ya que en este caso se esclarecen bajo informes técnicos que avalan la incapacidad estructural del hotel.

Anuncios